Ricardo López es el ganador del XI Concurso Fotográfico día del Padre, organizado por ACISA. el segundo premio se lo lleva Igor Rodríguez y el tercero Antía Vázquez.

73

Ya se conocen los nombres de los ganadores del XI Concurso Fotográfico Día del Padre, organizado por Acisa Ribadeo. La presentación de trabajos en el facebook de la asociación tuvo lugar del 6 al 19 de marzo así como las votaciones de las imágenes.

El primer premio con el título Que la vida nos acompañe toda la vida juntos, es para Ricardo López Fernández por una fotografía hecha en La Lira. El ganador se llevará una cámara fotográfica FHD HDR-AS50B Black Sony valorada en 250 euros. El segundo premio con el título Papá es el mejor maestro es para Igor Rodríguez Gómez por una fotografía hecha en el bar Galicia. Recibirá 60 euros en vales de compra de Acisa. Y el tercer premio con el título De tal pai, tal filla es para Antía Vázquez Gómez por una fotografía hecha en Galipizza. Será obsequiada con 40 euros en vales de compra de Acisa.

El gerente de Acisa, Jesús Pérez, aclara que “en cumplimiento de lo que establecían las bases del concurso, las fotos ganadoras tenían que ser hechas en establecimientos asociados a Acisa por lo que, aunque había fotos que superaban en votos a alguna de las premiadas, no pudieron optar a llevarse uno de los tres premios que pusimos en juego”.

El presidente de la asociación ribadense, Francisco Iriarte, recuerda que “este año lo que se pretendía era dar visibilidad y publicidad a los establecimientos asociados, dadas las circunstancias, y por eso se cambió la dinámica habitual del concurso. Queremos agradecer de igual forma a todas las personas que participaron, de hecho, no quisimos eliminar las fotografías para que todo el mundo las pudiera ver, pero las bases eran claras”.

Puente de San José

Desde Acisa valoran de forma positiva la incidencia que el puente de San José tuvo en Ribadeo. Iriarte Quintana señala que “sabemos que somos muy insistentes recordando las normas, pero vemos que da resultado, la inmensa mayoría de los negocios cumplen con ellas y la clientela cada vez está más concienciada. Pero seguiremos insistiendo para aquellos a  los que les cuesta un poco más adaptarse a ellas.”

Para Pérez Prada “daba gusto ver las terrazas el domingo llenas, respetándose las medidas de seguridad, y daba gusto ver que los restaurantes tenían buenos datos de reservas para dar comidas. Parece que al menos la movilidad comarcal y la autonómica van ayudando a recuperar poco a poco la actividad económica de Ribadeo, lo cual demuestra que seguimos siendo un destino de ocio y compras referente.

Ahora toca seguir disfrutando de nuestra hostelería de forma segura y responsable para que más pronto que tarde podamos salir adelante. No podemos dar pasos en falso, no podemos cometer errores que nos puedan llevar a situaciones pasadas. Eso es fundamental”.